Lunes 24, Agosto 2020

Lxs adolescentes marcan la cancha y la Defensora Marisa Graham lxs escucha.

De forma contundente y clara compartieron sus prioridades, plantearon propuestas y celebraron el diálogo y la oportunidad de tener voz en los temas que les afectan.

En un encuentro cerrado junto a referentes de organizaciones y el equipo de la Defensoría, adolescentes de Salta, Jujuy, Catamarca, Mar del Plata y de la Provincia de Buenos Aires conversaron con la Defensora Nacional que vela por sus derechos. Fue un encuentro cerrado que buscaba conversar abiertamente sobre los temas que les preocupan o les interesan. Durante casi tres horas de intercambio, los y las adolescentes tejieron lo que bien podría ser parte de una agenda de trabajo en adolescencias.

Dentro de los debates, los temas vinculados a la educación fueron centrales: cómo están estudiando, en qué condiciones y qué es lo más difícil de transitar durante esta pandemia.
Manifestaron que les cuesta estudiar, seguir las consignas o responder tareas. Se sienten poco acompañados y eso parece generar algunos sentimientos de frustración. Un adolescente presente propuso “sería bueno que los cambios y reformas educativas post pandemia, sean parte de un debate público en el que podamos estar”.

La problemática de acceso a internet y dispositivos para estudiar, jugar y vincularse atraviesa todas las esferas de su vida. “Los pibes están en la calle porque no pueden estar todo el día encerrados en una casa chica” “En mi casa somos 6 personas y tenemos sólo el celular de mi mamá”. En este aspecto, una adolescente dijo “los programas como el Progresar deben contemplar que tengamos datos”.
Los y las adolescentes hablaron sobre los programas de inclusión e hicieron aportes que argumentaban con conocimiento de causa: “la tarjeta Alimentar podría incluir productos de limpieza que son muy necesarios en este momento de pandemia”

Mucho/as de ello/as participan en espacios comunitarios como comedores.
Este compromiso y sensibilidad por su comunidad fue notable “No tiene que haber nadie que se quede sin ayuda” “intentamos que la comida alcance y no alcanza”.

La necesidad de una mayor y mejor implementación de la ESI fue otro de los debates que tomó gran parte de la jornada. “En el norte es preocupante el embarazo adolescente no planificado”, “en Salta aún tenemos religión en las escuelas públicas por lo cual la ESI se hace muy difícil que se trabaje”. A su vez, pidieron mayores derechos y reconocimiento de las infancias y adolescencias trans y vinculado a esto el pedido de trabajar más sobre el cupo laboral para personas trans.

Terminalidad educativa y trabajo

La Defensora dijo que es una prioridad de la Defensoría trabajar por la terminalidad educativa en la secundaria. Una participante dijo “que todos y todas tengan oportunidades de estudiar” mencionando la posibilidad de acceso a estudios superiores.

Alguno/as mencionaron la importancia de las prácticas educativas y profesionalizantes como parte de la curricula de estudio de la escuela secundaria. En este sentido, se propuso que la escuela cuente con iniciativas que permitan acompañar el desarrollo vocacional.

El acceso a la justicia fue otra preocupación. Las preocupaciones planteadas giraron alrededor sobre qué recursos y de qué forma lo/as adolescentes pueden defenderse en casos de abusos y violaciones.
Las organizaciones participantes que convocaron a los y las adolescentes fueron Jóvenes Solidarios de Mar del Plata, Engranajes y ACEJ de San Isidro, Fundación Locos Bajitos de La Matanza, JESER de Salta, Espacio Joven de Jujuy, Red de Adolescentes en Acción y Fundación SES.